¡Escríbenos por whatsapp!
¡Llámanos al 910 58 28 45!

Blog

Aunque muchos lo desconocen, el intestino actúa como eje del bienestar. Un intestino desequilibrado puede dar lugar a infecciones, y hacer que las bacterias acaben reabsorbiéndose y circulando en sangre hasta llegar a otros órganos como el cerebro.

 

Gozar de una buena salud intestinal es vital para poder disfrutar de la comida y de un buen estado de ánimo. Las digestiones pesadas y los dolores estomacales son un signo evidente de que tu intestino no está funcionando correctamente.

 

Por eso, es necesario que tomes nota de las siguientes pautas y empieces a implantarlas en tu día a día. Dentro de muy poco empezarás a notar los resultados:

  1. Come fresco y variado: como verás es un consejo recurrente en nuestras indicaciones, y es que las prisas y los malos hábitos hacen que dejemos la dieta en un segundo plano cuando lo que comemos día a día es lo más importante.
  2. Evita las dietas ricas en azúcares: las cándidas son bacterias que se alimentan del azúcar, a mayor azúcar en tu dieta, mayor número de cándidas y por ello más problemas intestinales.
  3. Toma más fibra: la fibra vegetal podrás encontrar en verduras, frutas, legumbres y granos integrales. Su consumo alimenta las bacterias beneficiosas para el organismo lo que ayuda a un mayor cuidado de tu intestino.
  4. Come productos de temporada: todos aquellos alimentos que venden fuera de temporada suelen contener químicos y alteraciones. Come lo que la naturaleza aporta y conseguirás siempre un menú variado y sano.
  5. Incluye fermentados en tu día a día: las bacterias de alimentos como el yogur, el kéfir, el tempeh… mantienen controlados a los microorganismos inflamatorios. Empieza a consumirlos de forma regular.
  6. Edulcorantes mejor naturales: como comentábamos anteriormente, el azúcar altera negativamente la microbiota. Por ello, siempre recomendamos evitarlos o en su defecto sustituirlos por endulzantes como la miel o especias como la canela.
  7. Asegúrate el consumo de polifenoles: son antioxidantes de referencia que producen un efecto antiinflamatorio. Podrás encontrarlos en alimentos como el cacao, las uvas, el té verde o los arándanos entre otros.
  8. Apoya tu alimentación con suplementos probióticos: serán tu gran ayuda para mejorar la microbiota intestinal cuando está alterada.

 

En Biozea Herbolarios contamos con diferentes suplementos que te ayudarán a cuidar de tu sistema digestivo. Algunos de los más solicitados son:

 

FLORA L SENTRUM

Este suplemento ayuda al equilibrio de la flora intestinal y del sistema inmune. Con tan solo una cápsula al día pronto empezarás a notar sus resultados. Se aconseja evitar su consumo junto a medicamentos o suplementos ricos en fibra.

 

REGULAXOL

Su combinación de sen, cáscara sagrada y aloe es perfecta para mantener la regularidad intestinal. Se aconseja su consumo diario, una cápsula después de cada cena.

 

CARVOACTIV

 

El carbón vegetal es la base de este complemento alimenticio obtenido a partir de materias primas vegetales y extractos de hinojo y anís verde. Es perfecto para ayudarte en las mejoras de las funciones digestivas y es un potente aliado contra las flatulencias. Consume 4 cápsulas diarias, 2 después de cada comida.

 

Cómo ves, en Biozea tenemos las mejores soluciones y las más naturales para conseguir cuidar de tu salud. Ven a visitarnos a la calle Núñez de Balboa nº 102 en Madrid, y deja que nuestro equipo te asesorará personalmente para combatir cualquier problema de salud. ¡Te esperamos!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *